Un estudio de la Universidad de Michigan halla que algunos pacientes de cáncer de próstata están potencialmente sobre-tratados (artículo de prensa)

Más de la mitad de los hombres con cáncer de próstata de bajo riesgo recibió cirugía o tratamiento de radiación cuando un enfoque de ver y esperar de no usar terapia y supervisión activa habría sido una opción razonable, según un nuevo estudio del centro Comprehensive Cancer Center de la Universidad de Michigan.

Para hombres con cáncer de próstata menos agresivo, el equilibrio entre los riesgos y beneficios de tratamiento inmediato con cirugía o radiación no siempre se define claramente. Las investigaciones han demostrado que hombres mayores con cáncer de próstata de menor riesgo que eligen la espera supervisada es probable que fallezcan por otras causas durante los primeros 20 años posteriores a su diagnóstico de cáncer. Mientras tanto, la cirugía o la radiación para tratar el cáncer de próstata puede acarrear complicaciones tales como disfunción eréctil, incontinencia urinaria y dificultades para defectar.

“Igual que un fracaso en tratar un cáncer de próstata potencialmente letal se considera generalmente inadecuado desde un punto de vista de calidad de atención, el sobre tratamiento de cánceres de bajo riesgo tampoco es el mejor de las opciones. Para algunos hombres con cáncer de próstata de fase temprana, la cirugía o radiación puede tener como consecuencia sustanciales efectos negativos sin beneficio de supervivencia” dice el autor del estudio John T. Wei, MD. M.S. profesor adjunto de urología en el Colegio de Medicina de la Universidad de Michigan.

El estudio se publicó en Journal of the National Cancer Institute.

Los investigadores examinaron a 64.112 hombres diagnosticados con cáncer de próstata de fase temprana, usando el registro de Supervisión, Epidemiología y Resultado Final, un registro del cáncer basado en la población y que es mantenido por el Insituto Nacional del Cáncer (EE.UU.). Los hombres fueron divididos en categorías de alto riesgo y bajo riesgo, en base a características de sus tumores. Entre los 24.835 hombres con riesgos bajos, el 55% fue tratado con cirugía inicial o radiación, sugiriendo que el tratamiento agresivo es bastante comùn incluso en hombres en los cuales un enfoque de vigilia es una opción viable.

Los investigadores encontraron que, entre los hombres con cánceres de riesgo bajo, los que tenían menos de 55 años de edad tienen mayor probabilidad de ser tratados con cirguía frente a la espera supervisada. En contraste, los  hombres de 70 a 74 años de edad tenían mayor probabilidad de ser tratados con radiación que ser vigilados atentamente. De 2000 a 2002 más de 13.000 hombres con cáncer de bajo riesgo recibieron tratamiento con cirugía o radiación dentro de los primeros meses posteriores al diagnóstico. En este grupo, los pacientes mayores de 70 años con tumores leves fueron los más probables de recibir cirugía potencialmente innecesaria o radiación dentro del primer año posterior al diagnóstico.

“Hay muchos hombres con cáncer de próstata que se beneficiarán de tratamiento temprano con cirugía o terapia de rayos. Sin embargo, el cáncer de próstata no es una afección de tipo universal en su tratamiento y ahora sabemos que muchos hombres son diagnosticados con cánceres que crecen lentamente y que es probable que no sean capaces de causar síntomas o ser fatal. Dado que el paciente medio a menudo padece molestos efectos secundarios de la cirugía o la radiación, es importante evaluar las barreras frente a los enfoques de espera supervisada incluyendo supervisión activa, particularmente en este grupo razonablemente grande de hombres con cánceres de bajo riesgo” dice el director del estudio, Dr. David C. Miller M.D., MPH, miembro adjunto de la Universidad de Michigan y ahora miembro de los servicios de salud e investigación del Colegio de Medicina David Geffen en la Universidad de California UCLA.

“En base a los datos de este estudio, está claro que el número de pacientes de riesgo bajo que recibe terapia inicial agresiva no es una banalidad y tenemos que hacernos la pregunta de si esto es demasiado tratamiento para algunos de estos hombres”, Miller sigue diciendo “debemos continuar explorando las preferencias de nuestros pacientes con respecto a los distintos tratamientos para el cáncer de próstata de fase temprana y educarles mejor sobre la gama completa de opciones incluyendo la idoneidad de una supervisión inicial activa en muchos casos de menor riesgo”.

Los autores comunican que para muchos hombres con cánceres de bajo riesgo una opción potencialmente positiva se conoce como supervisión activa. Construida sobre la base de la vigilancia activa, la supervisión activa incluye una supervisión frecuente del tumor sin un tratamiento activo inmediato. Este tratamiento puede ayudar a distinguir entre cánceres más y menos agresivos asi mejorando la habilidad de los médicos en identificar los pacientes con mayor probabilidad de beneficiarse de cirugía o radiación.

Unos 234.000 hombres recibirán un diagnóstico de cáncer de próstata este año y 27.350 fallecerán de ello, según la Sociedad Americana del Cáncer. Para información sobre el cáncer de próstata, visita http://www.cancer.med.umich.edu/cancertreat/urologiconcology/prostate_cancer.shtml.

Artículos relacionados con este artículo:

. El cáncer no es una enfermedad – es un mecanismo de supervivencia (extracto de libro)

. El mineral selenio demuestra ser un poderoso medicamento anti cáncer

. Nuevas investigaciones revelan que la vitamina D reduce el riesgo de cáncer en un 77%. La industria del cáncer se niega a apoyar la prevención del cáncer.

. Curar la enfermedad – un protocolo natural anti-cáncer

. Las mamografías causan cáncer de pecho (y otros datos sobre el cáncer que quizás desconocías)

. Revelado: 10 datos sobre la Industria del Cáncer de Pecho que se supone que no debes saber (opinión)

Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , . Enlace permanente marcadores.